Close

6 diciembre 2017

Nueva Delhi en 5 minutos

Cuando llegué a Nueva Delhi al inicio de este viaje estaba muerta de miedo e inseguridades. Incluso antes de aterrizar sentía que la situación me sobrepasaba: una ciudad de más de 20 millones de habitantes… ¡estrés total y rotundo!

No lo dudé y busqué una conexión directa hacia el sur del país; así que mi primer contacto con Delhi fue con su aeropuerto en el mes de mayo. Tras salir a fumar un cigarro y quemarme los pulmones a 40 grados a la sombra, sin rastro de brisa y con todo el cielo encapotado a causa de la contaminación escribí mi primera nota mental: sabia decisión la mía de irme hacia Trivandrum ese mismo día.

Tardé casi cuatro meses para decidir aventurarme en la capital y cuando lo hice busqué un anfitrión a través de la red de hospitalidad Couchsurfing y me dije que éste era el momento de hacer un salto en mi camino hacia Cachemira.

Quizás debido a todo el background, a los vagabundeos y los “dimes y diretes” de más de tres meses de viaje por India; quizás porque ya me había preparado mentalmente para lo peor y lo que me encontré no tenía nada que ver con la imagen que me había prefabricado de la ciudad… pero Delhi me gustó y la viví muy relajada. Interactué con la gente, disfruté de la gastronomía y de los templos y no tuve ni un sólo percance durante 3 días.

Os cuento en 5 minutos mi ruta por la ciudad:

Old Delhi

  • Pasear por el barrio de Chandni Chowk, corazón y pulmones de Old Delhi, construido en su mayor parte durante el siglo XVII
  • Dejarse transportar en la que fue una de las avenidas más importantes de esta urbe hasta el Fuerte Rojo o Lal Quila, antiguo palacio fortificado del sexto emperador mogol, el Shah Jahan (más conocido por haber construido el Taj Mahal…)
  • Adentrarse en esta misma avenida en el templo religioso Sij  “Gurudwara Sisganj Sahib” para conocer de cerca esta religión mayoritaria nacida en India en el s. XVI

New Delhi

  • Darse una vuelta por la Connaught Place para percibir el contraste entre la Nueva y la Vieja ciudad y dar un salto en el mercadillo colindante de Janpath
  • Si nos quedamos con ganas de más templos Sij, el Gurdwara Bangla Sahib está cerca de este primer enclave
  • Visitar la Tumba y el Mausoleo de Humayun, el segundo dirigente del Imperio Mogol que gobernó los actuales Afganistán, Paquistán y norte de India entre 1530 y 1540. Se cuenta que esta obra arquitectónica, erigida por la viuda de Humayun, inspiró posteriormente la construcción del Taj Mahal por el Shah Jahan
  • A proximidad de la tumba de Humayun se puede asistir los jueves al atardecer a la oración cantada de un templo sufí (16:30 y 18:30 p.m.), el Hazrat Nizam-Ud. Os adelanto que a mí me decepcionó, el ambiente fue pegajoso e inquisidor y las mujeres tenían la entrada prohibida a la tumba de este santo musulmán
  • Descubrir Casa Birla, la antigua residencia de Mahatma Ghandi convertida hoy en día en un museo de la vida y obra de esta figura india
  • Apostar por el Tughlakabad Fort, alejado del centro de la ciudad y de los principales focos de atracción
  • Abrir pulmones en el Deer Park, desde el que se puede acceder a través del Hauz Khas Village para perderse entre sus ruinas del imperio mogol y su lago central

La lista de lugares en Delhi es enorme y para las futuras visitas me quedan pendientes cosas como: la mezquita Jamaa Masjid; el observatorio astrológico Jantar Mantar; el templo hindú Akshardham; el Qutub Minar o el Lotus Temple. En la To Do List incluyo una visita al Ashram de Osho, Osho Dhyan Mandir, mucho menos conocido que su ashram en Pune por lxs no adeptxs al gurú.

Consejo: moverse por la ciudad es bastante fácil combinando el servicio de Metro más alguna línea de bus y mucho recorrido a pie para los que, como yo, necesitan transitar físicamente para poder orientarse y proyectarse en los espacios. Para los más avanzados tecnológicamente Uber y su versión india “Ola cabs” funcionan requetebien para desplazarse.

¿Añadiríais algo a la lista? 😉

Gracias por compartirShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *